En los talleres de alta costura de Christian Dior

Bajo los tejados del número 11 de la rue François 1er, en pleno corazón de París, se manipulan tijeras y agujas en un silencio suave. Da la bienvenida al atelier de la casa Christian Dior, donde 25 personas, 5 de ellas aprendices, confeccionan las faldas, chaquetas y pantalones de las colecciones de alta costura de la marca fundada en 1947. "Cuando llega la hora de las colecciones, duplicamos los efectivos y recurrimos a trabajadores temporales", explica Laurence Morel, asistente del taller de sastre, en Christian Dior desde 1982. Tres semanas después del desfile de Alta Costura otoño-invierno 2018/19 de Christian Dior, celebrado el paseo 2 de julio en el museo Rodin de París, ya están en marcha los primeros pedidos y los costureros se ocupan de la confección de faldas de plisados vertiginosos. Sin embargo, la identidad de sus clientes se mantiene en secreto, su nombre figura en los Stockman, maniquíes con las medidas de los clientes, alejados de miradas indiscretas. Una cosa está clara: la clientela china es cada vez más aficionada a la costura de Dior, Laurence Morel volará incluso a Pekín en septiembre para hacer los ajustes finales a sus clientes directamente.


Los talleres de Christian Dior Couture. A la derecha los bocetos de Maria Grazia Chiuri para los desfiles de Alta Costura de otoño-invierno 2018/19 y en primer plano un maniquí Stockman con el nombre de la clienta tapado. - FashionNetwork.com

Además de las colecciones de alta costura, el taller recibe pedidos especiales, como vestidos de novia. "Los hacemos durante todo el año, las bodas no tienen temporada", dice una de las costureras del atelier flou, situado una planta más abajo y dedicado a la confección de vestidos. Al mando, Florence Chehet, encargada del atelier flou desde hace 15 años y supervisora de 32 personas empleadas a jornada completa.

"A cada costurera se le atribuye un vestido de la A a la Z. Es la forma más fácil de proceder, aunque a veces hagan falta refuerzos porque su confección puede llevar de dos a tres meses", detalla. Florence Chehet enumera con pasión todas las etapas invisibles que componen la creación de cada pieza, recordando que Christian Dior quería que sus vestidos fueran tan perfectos tanto por fuera como por dentro, y señala: "Mira a tu alrededor, no hay nadie en las máquinas de coser porque aquí casi todo se cose a mano".


Los talleres de Christian Dior Couture. A la derecha, el costurero trabaja en una chaqueta de traje cuya confección durará quince días. - FashionNetwork.com

En sus mesas, los costureros y costureras cosen a mano con gran destreza. "Me dedico a esto porque tengo las manos hechas para ello. Y lo hago para las colecciones de mujer porque la creatividad es mucho mayor que en las masculinas", explica uno de los costureros del atelier flou. Para proteger el fruto de su trabajo, algunas prendas se cubren con sábanas blancas, "la luz daña los colores, incluso la luz de la luna", nos explican.


En el atelier flou de Christian Dior Couture, a la derecha la encargada del taller nos muestra el interior de un vestido de alta costura dotado de corsé. - FashionNetwork.com

En cuanto a si el cambio de dirección artística es un paso difícil de gestionar para los talleres, la respuesta de Florence Chehet es que no. "Cada uno es diferente. Con Maria Grazia Chiuri (directora artística de las colecciones femeninas de alta costura, prêt-à-porter y accesorios de Christian Dior desde julio de 2016), el boceto que nos muestra antes de las colecciones es exactamente igual que el estilismo que desfilará sobre la pasarela. Sin embargo, con otros diseñadores, el patrón cambia a lo largo de todo el proceso de confección".

Y poco importa cómo trabajen los directores artísticos, las creaciones cobran vida bajo las manos expertas de los costureros y costureras que trabajan en el taller. Manos que cuentan con formaciones cada vez más especializadas. De hecho, una costurera del taller nos dice que si bien hace unos veinte años se entraba a los talleres con cursos de formación profesional, las nuevas generaciones acaban el bachiller y se gradúan en escuelas de moda antes de formarse específicamente en las exigencias de la Alta Costura.

Con motivo de las Jornadas Particulares de LVMH que se celebrarán del 12 al 14 de octubre de 2018 en París, los talleres de alta costura de Christian Dior abrirán sus puertas al público bajo reserva, al igual que el resto de casas del grupo de lujo. 

 
 

Traducido por Ana Ibáñez

Copyright © 2018 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.

Lujo - Prêt-à-porterLujo - ComplementosLujo - CalzadoIndustriaDiseño