Essilor y Luxottica a la espera del visto bueno de China

Essilor y la italiana Luxottica, propietaria de Ray-Ban, han anunciado que retrasan al 31 de julio su acuerdo de fusión, a la espera de recibir luz verde por parte de las autoridades de la competencia china.


Photo d'archives/REUTERS/Charles Platiau

Como consecuencia, la primera asamblea general de accionistas de Essilor-Luxottica, prevista inicialmente para el 25 de julio, se ha pospuesto a una fecha que se comunicará “en el menor plazo posible”, según han precisado ambas compañías en un comunicado.

El proyecto de fusión de cerca de 50 000 millones de euros dará lugar el mayor gigante de la óptica a nivel mundial, de cara a una competencia cada vez mayor.

“Ambas compañías confían en obtener en las próximas semanas la autorización de la competencia en China y Turquía”, han añadido ambos grupos.

Essilor y Luxottica recibieron el pasado 1 de marzo el visto bueno para su fusión de la Unión Europea y de la Comisión Federal de Comercio (FTC) de Estados Unidos.

El presidente de Luxottica, Leonardo Del Vecchio, estimó en abril que esperaba únicamente “pequeñas restricciones” de las autoridades de la competencia chinas, que afectarían probablemente, según él, más a Essilor que al grupo italiano, teniendo en cuenta el tamaño de ambos en China.

© Thomson Reuters 2018 All rights reserved.

ÓpticaBusiness