Los indicadores económicos de Tod's bajan a finales de 2016

El rendimiento de la firma de calzado de lujo italiano Tod's en 2016 fue muy decepcionante, de forma que el grupo está tratando de ajustar su curso este año. Todos los indicadores económicos de Tod's bajaron a finales del año pasado, así que la compañía está depositando sus esperanzas en un nuevo concepto de tienda, un fortalecimiento de su negocio de e-tailing y de comunicaciones digitales, y en el crecimiento de tiendas orgánicas, como se ilustra en el comunicado de prensa publicado sobre los resultados anuales de Tod's.


Mientras que las ventas de Tod's crecieron en prêt-à-porter, empeoraron en accesorios y calzado - © PixelFormula

Durante una entrevista telefónica con analistas financieros, el director financiero del grupo, Emilio Macellari, explicó que el inicio de 2017 confirmó la mejora vista en el cuarto trimestre de 2016, especialmente en China continental, donde las ventas se recuperaron a principios de este año tras caer en picado en el pasado reciente.
 
Sin embargo, el grupo se verá obligado a racionalizar su red de tiendas, y planea cerrar entre cuatro y seis tiendas este año, y abrir solo entre nueve y 13 nuevas, en comparación con 15 en 2016 y 25 en 2015.
 
El grupo italiano de moda, propietario de las firmas Tod's, Hogan, Fay y Roger Vivier, registró un ingreso de 1.004 millones de euros en el año fiscal 2016, un 3,2% (-3,8% a tipos de cambio constantes), una caída constante en casi todos de sus mercados.
 
El año pasado su beneficio neto fue de 86,3 millones de euros, con una pérdida de 6,9% respecto a 2015, mientras que el EBIT fue de 128,3 millones de euros (-13,6%) y el EBITDA alcanzó los 180,9 millones de euros (-10,7%). Esta última cifra es una fracción superior a la cifra de 179 millones de euros acordada entre los analistas entrevistados por Thomson Reuters, con un margen bruto de 18% del total de ingresos, frente al 22,7% del año anterior.
 
En 2016, la empresa liderada por Diego Della Valle comenzó a implementar una política de reducción de costes que sin embargo se espera que comience a dar sus frutos este año. "Gracias también a un equipo de gestión fortalecido, estamos seguros de que lograremos mejores resultados ya durante el actual año fiscal ", escribió Tod's en el comunicado de prensa.
 
De acuerdo con el CFO del grupo, en 2017 Tod's espera que pueda alcanzar su objetivo de 1.040 millones de euros en ingresos y de 193 millones de euros en EBITDA.

Las ventas de la marca líder, Tod's, han caído notablemente un 6,7% debido a la "caída significativa de la actividad comercial", mientras que las ventas de Hogan perdieron un 3,2% debido a una disminución del gasto del consumidor italiano. En cambio, Fay y Roger Vivier terminaron 2016 con un florecimiento, creciendo un 5,3% y un 6,6%, respectivamente, a pesar de la disminución de los clientes turísticos. En cuanto a los canales, el peor afectado fue la red de tiendas propias del grupo, cuyas ventas cayeron un 4,3%.

Los accesorios y el calzado perdieron terreno en 2016, mientras que las ventas de prendas de vestir, que ascendieron a 68,3 millones de euros, aumentaron un 2,2% en el mismo período. El grupo ha propuesto un dividendo de 1,70 euros por acción para el año fiscal 2016.

Traducido por Hermes Manyes

Copyright © 2017 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.

Lujo - CalzadoBusiness