×
Publicidad
Publicado el
10 oct. 2012
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

¿Desigual enfrenta una crisis de identidad?

Publicado el
10 oct. 2012

¿Pasa Desigual por una crisis de adolescencia? La pregunta surge luego del anuncio realizado en julio pasado con respecto a la salida de Manel Adell, director general de la marca española desde hace diez años; y del de ayer, haciendo publica la “muy precipitada” salida de Ana Cabanas, directora global de marketing.

Según nuestras fuentes, dos diferentes visiones sobre la empresa se enfrentan actualmente en la sede de Barcelona: la de Thomas Meyer, fundador, sin duda alguna a flor de piel y, por otro lado, distanciado de su hermano Christian, vinculado al ADN original de la marca y a la nueva contratación, con una visión estructurada que ha permitido que la PYME se convierta en un grupo que supera el medio millardo de euros de volumen de facturación y que cuenta con una red de más de 300 sucursales.

“Manel Adell se retira de Desigual y todos aquellos que tenían una buena relación con él se preocupan por su futuro. Existen dos visiones diferentes, la de Thomas Meyer y la de Manel Adell”, comentó un antiguo directivo de Desigual.

Este último también distingue a los empleados que vibran al ritmo del espíritu de Desigual, de aquellos que hacen su trabajo como lo harían en cualquier otra empresa. ¿Será entonces que Thomas Meyer, fundador de Desigual, tiene demasiado orgullo para ver crecer a su bebé? "Algunas licencias no habrían sido aprobadas por Manel Adell," dice una fuente cercana.

Queda por ver cómo saldrá parado de esta crisis de la pubertad el adolescente o post-adolescente Desigual, cuando los costos en riesgo ya no son aquellos de la infancia. En julio pasado en Berlín, ya que su partida será en enero de 2013, Manel Adell recalcó el objetivo de Desigual de superar el millardo de euros en 2013 o 2014, frente a 300 millones en 2009.

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.