×
Publicidad
Publicado el
22 jul. 2021
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

​​Slow Love facturó medio millón y tuvo pérdidas por 120 000 euros antes de pasar a manos de Tendam

Publicado el
22 jul. 2021

La firma de moda Slow Love, impulsada por las periodistas Sara Carbonero e Isabel Jiménez e integrada en el portfolio del grupo Tendam desde el pasado mes de marzo, anotó en el ejercicio de 2020 (último antes de pasar a manos del conglomerado textil) unos ingresos brutos de 523 121 euros.


Slow Love pasó a manos de Tendam el pasado mes de marzo - Slow Love


Más allá de la cifra de ventas, la marca registró en el último año fiscal unas pérdidas de 122 580 euros y los socios tuvieron que amortizar unos 180 000 euros de pérdidas de ejercicios anteriores, según publica el portal Vanitatis, integrado en el diario El Confidencial, a partir de las últimas cuentas depositadas por la empresa. En positivo, el patrimonio neto de Slow Love a cierre del ejercicio era de 305 000 euros, como detalla el citado medio. 

Tendam adquirió esta firma, de marcado espíritu bohemio y de filosofía sostenible, en el primer trimestre de este 2021. Se hizo con una participación mayoritaria de la marca, mientras que Carbonero y Jiménez conservaron una participación minoritaria y se mantienen desde entonces al frente de la dirección creativa de la enseña.

Slow Love, que ahora depende operativamente de la dirección de Cortefiel, Pedro del Hierro y Hoss Intropia, inició su colaboración con Tendam el pasado otoño con el lanzamiento de una colección conjunta bajo el paraguas de Cortefiel. Meses más tarde, la alianza se transformó en la integración de la firma en el grupo presidido por Jaume Miquel.

La compra de Slow Love por parte de Tendam forma parte de la estrategia actual del grupo, que pasa por ampliar su listado de firmas y que incluye movimientos como la adquisición de Hoss Intropia o el lanzamiento de una nueva etiqueta, High Spirits, dentro de la oferta de Springfield y con el sello de la influencer María Pombo.

El conglomerado, que aglutina también las marcas Women’secret y Fifty, registró en el ejercicio de 2020 unas pérdidas de 109,5 millones de euros y contrajo su facturación un 34,5 % hasta 777,2 millones de euros, si bien, tal y como comunicó en la presentación de sus resultados anuales, avanza en su recuperación este 2021.

Copyright © 2021 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.