×
Por
EFE
Publicado el
16 feb. 2010
Tiempo de lectura
3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Aires de mariachi y reminiscencias mexicanas en la colección de Carlos Campos

Por
EFE
Publicado el
16 feb. 2010

Nueva York,

Carlos Campos
Pelicula El Mariachi
(EFE).- Aires de mariachi y reminiscencias de México centraron la colección masculina y femenina para el próximo invierno que presentó en Nueva York el diseñador hondureño Carlos Campos, quien se inspiró en la película "Desperado" que dirigió Robert Rodríguez.

Las chaquetas y pantalones charros, las corbatas de lazo y las trabillas plateadas que adornan los trajes de los mariachis mexicanos se vieron reflejados en esta presentación, en la que Campos optó por los colores grises metalizados, verdes, azules cobaltos y una gama de grises oscuros que desembocan en el negro.

Campos colocó los adornos típicos de la vestimenta de esos populares músicos y cantantes de México en chaquetas, abrigos y pantalones muy entallados, a veces "shorts" y otras casi "leggings" para ellas y pitillo para ellos.

Los tejidos elegidos fueron lana, alpaca, seda o algodón encerado, entremezclados en ocasiones con detalles en piel.

El negro y gris fueron los colores preferidos para Campos, un joven talento latino que se ha abierto paso con éxito en el competitivo mundo de la moda de Nueva York, donde por séptimo año presenta sus propuestas.

El azul marino, que para el diseñador "es el nuevo negro" y el verde, que "me recuerda a la bandera de México", también estuvieron presente en camisas y pantalones de hombre, y en detalles de vestidos, faldas y camisas.

"Esta colección está inspirada en la película que protagonizaron Antonio Banderas y Salma Hayek. Me pareció fascinante mezclar esa dinámica que tenían los dos personajes", explicó a Efe el diseñador de 37 años, que a los 14 llegó a EE.UU. cruzando la frontera y atravesando México desde Honduras.

Campos, que de pequeño aprendió el arte de la sastrería de su padre en Honduras, señaló que su visión de la mujer para esta colección, es la de la novia del mariachi, la de una mujer "un poco más agresiva, más atrevida".

"Quisimos hacer los hombros un poco más cuadrados para darle más énfasis a la personalidad de la mujer y complementarla con la ropa", comentó.

Para ellos Campos ha diseñado un pantalón entallado y "más arrugado abajo, con la bota más abierta, como lucen los mariachis. En la mujer le pusimos algunos elementos, como los adornos en el pantalón", en referencia a las s (trabillas de metal).

Otro de los desfiles de este sábado fue el de Lacoste y su director creativo, Christophe Lemaire, quien presentó una colección fácil de llevar, informal con algunos toques de sofisticación, y elaborados, en su mayoría, en lanas y alpacas.

"El volumen y las proporciones grandes son la clave de esta colección. He trabajado mucho en las mangas de las piezas femeninas, mientras que en las masculinas han sido más las chaquetas deconstruidas", explicó el diseñador.

Los grandes suéteres y abrigos, acompañados por superbufandas de lana o cuellos cisne, pantalones unas veces "shorts" y otras "leggings", que al llegar al tobillo se acampanan, centraron esta colección que se volcó en blancos, grises y en colores fuertes como las gamas de rojos y morados, fucsias y amarillos o verdes, casi siempre mezclados con negro.

Además los clásicos polos de Lacoste se convierten en pequeñas capas reversibles o maxivestidos adornados con grandes botones.

"Hay que asegurarse de que lo que se ve en la pasarela llega a los escaparates. La realidad indica que entre los pedidos rápidos y los tiempos de distribución cada vez más ajustados hacen que algunas piezas especiales que hemos presentado en otras ocasiones no hayan tenido mucha suerte comercial", explicó.

El diseñador libanés George Chakra se decantó por elegantes vestidos cóctel y para la noche, con mezclas de rojo y negro, así como plateados, y en tejidos ligeros como lanas frías, gabardinas, chifones y crepes.

© EFE 2023. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de los servicios de Efe, sin previo y expreso consentimiento de la Agencia EFE S.A.