×
Publicidad
Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
12 abr. 2022
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Alaïa incursiona en el segmento de baño con una tienda pop-up

Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
12 abr. 2022

Alaïa amplía su alcance a la ropa de playa. El diseñador belga Pieter Mulier, director artístico de la marca, lanza una línea de trajes de baño y otras piezas de playa, fiel a los códigos de su fundador. La colección, que estará a la venta durante unos meses en la tienda virtual de la marca propiedad del grupo suizo Richemont, ahora también está disponible hasta finales de julio en la Petite Boutique de Alaïa, un espacio reabierto en 2020 e instalado en el número 5 de la rue de Moussy, no lejos de su gran tienda.


Uno de los modelos calados de la colección de baño - Alaïa


Desde las primeras colecciones de prêt-à-porter de Azzedine Alaïa, además de las legendarias piezas de metal, cremallera o piel, se ofrecía una línea de moda baño. Pero desde entonces, la casa ya no era activa en este segmento que, sin embargo, ofrece una extensión natural a la firma, conocida por sus diseños que esculpen el cuerpo. Así lo pensó Pieter Mulier, quien vuelve a conectar con los orígenes de la casa a través de una línea de baño inspirada en la icónica malla y la silueta de Alaïa.

“Confeccionada en un jersey que combina a la perfección con todas las siluetas, es una línea de baño de gran tecnicidad. Realizada a partir de una única línea, gracias al saber de los talleres de la casa”, explicó la marca en una nota de prensa.

La colección, realizada en Italia, consta de bañadores de una y dos piezas, que tienen precios de entre 400 y 590 euros. También incluye batas de baño (de entre 990 y 1300 euros), batas drapeadas de toalla (1600 euros), así como boleros y faldas ajustadas a 590 euros. La línea también incluye gafas de sol y una selección de calzado (zuecos, zapatillas y sandalias).

La estética ligeramente retro y glamurosa, con bragas de talle alto, tiene un aspecto sexy con modelos ceñidos al cuerpo, incluidos elegantes bañadores. Además del clásico blanco y negro, la paleta de color incluye tonos de rojo escarlata, verde oscuro, azul cielo y berenjena.

El lanzamiento viene acompañado de una película rodada por el director español Albert Moya en un frondoso jardín al borde de una piscina turquesa, en cuyo fondo aparece, en grandes letras negras bajo el agua cristalina, el nombre de la marca. La música fue producida por el compositor franco-sueco Gustave Rudman, autor, entre otros, de la banda sonora de la serie Euphoria.

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.