×
Publicidad
Por
AFP
Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
2 abr. 2020
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

El grupo Orchestra va hacia un procedimiento de administración judicial

Por
AFP
Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
2 abr. 2020

El grupo Orchestra-Prémaman, especializado en prêt-à-porter y artículos infantiles, se dirige hacia una administración judicial, según un comunicado de la compañía dado a conocer el martes por la noche.


Orchestra


Bajo un procedimiento de protección desde septiembre, y como tal bajo la supervisión de administradores judiciales, Orchestra-Prémaman planea “solicitar la conversión a corto plazo de su procedimiento de protección a un procedimiento de administración judicial, para proteger su actividad”, especificó el comunicado.

El lunes por la noche, en un correo electrónico a los empleados, el CEO de la compañía, Pierre Mestre, había mencionado esta evolución hacia una administración judicial, tras una reunión extraordinaria de la compañía en su sede en Saint-Aunès (Hérault), especificando que el grupo lanzaría “muy pronto un proceso de apelación para la reanudación de la actividad y los activos de Orchestra-Prémaman SA”.

Creada en 1995, esta compañía, una vez exitosa pero actualmente con dificultades financieras, emplea a 2900 personas en todo el mundo.

“Esta evolución de procedimiento en la situación de Orchestra está relacionada principalmente con las consecuencias financieras del cierre total de nuestra red global durante las últimas dos semanas, debido al Covid-19 y al confinamiento de las poblaciones”, indicó Pierre Mestre.

El 17 de febrero, un mes antes del comienzo del confinamiento en Francia, Orchestra-Prémaman anunció la supresión de 600 puestos, equivalente al 20 % de sus efectivos. Estarían programados 125 cierres de tiendas, de un total de 534 puntos de venta.

Cuestionado por AFP, un representante del personal admitió que Pierre Mestre había “logrado tener un buen negocio”, al tiempo que señalaba errores. “Cuando la compañía alcanzó una facturación de 600 millones de euros, apuntó a 1000 millones, mientras que era bastante necesario consolidar las posiciones”, agregó, estimando que “el resultado de la adquisición de American Destination Maternity hizo daño”.

El otro error estratégico, según este representante del personal, es “la falta de inversión en comercio electrónico”. En el formulario, lamentó “una falta total de comunicación interna”.

Durante los primeros nueve meses (de marzo a noviembre de 2019) del ejercicio financiero actual, que finalizó a finales de marzo, la facturación de la compañía ascendió a 436,8 millones de euros, un aumento muy leve (+ 0,7 %) en comparación con el mismo período del año anterior.

Copyright © AFP. Todos los derechos reservados. La reedición o redifusión de los contenidos en esta pantalla está expresamente prohibida sin el consentimiento escrito de AFP.