×
Traducido por
Diana León Banda
Publicado el
26 feb. 2020
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Felipe Oliveira Baptista debuta en Kenzo con nómadea floreados

Traducido por
Diana León Banda
Publicado el
26 feb. 2020

Es bueno ver a un diseñador profesional bien entrenado en Kenzo, ya que Felipe Oliveira Baptista debutó en la casa este miércoles con un imponente despliegue de moda.


Kenzo - Otoño- Invierno 2020 - Photo: Kenzo/ Instagram


Oliveira Baptista parece que ha estado trabajando duro, sumergiéndose en elementos clave en el ADN de Kenzo, desde los icónicos tigres a los atrevidos colores abstractos. Además, en una temporada de volumen, el diseñador estaba justo en el objetivo con sus siluetas envolventes y grandes formas.
 
El tema del creativo fue el viaje global, recordando la famosa travesía del fundador Kenzo Takada en un crucero de Tokio a Francia, un joven ingenuo en busca de gloria y alta costura en París. La mayoría del reparto estaba envuelto como en un vendaval en ese crucero; casi todas las cabezas estaban cubiertas con cuellos, capuchas, gorros debido a las inclemencias del tiempo. Tanto así, que algunos de ellos parecían refugiados bastante elegantes.

Sin embargo, el diseñador portugués se refirió a su propia juventud en Las Azores y recordó a sus padres cuando estaban a punto de hacer un salto en paracaídas en Mozambique. El creativo utilizó la tela del paracaídas en parkas y chaquetas de camuflaje floreadas o de pop-art creando un gran efecto.
 
Sin embargo, los momentos más destacados fueron las túnicas alargadas y las chilabas hechas con estampados en masa donde los grandes felinos se peleaban con embadurnados expresionistas abstractos y con giros y manchas dignos de Francis Bacon. De nuevo, una referencia peninsular a la patria de Felipe, en este caso el artista lisboeta Julio Pomar.
 
Cuando los nómadas finalmente terminaron su viaje en una gran ciudad, se pusieron gabardinas de cuero de estilo militar o abrigos de espía con cuello de embudo, con cinturones militares o de cartucho y riñoneras en un espectáculo mixto en el que los chicos y las chicas tenían un aspecto similar. En lugar del estilo dominado por las sudaderas de sus predecesores en Kenzo, esto se sentía como una completa declaración de moda y vestuario.
 
Pese a esto, la puesta en escena fue un desastre, una de esas ideas muy inteligentes que no funcionaron. El escenario era un entramado de tubos transparentes inflados de tres metros de grosor, como un jardín de alta tecnología, donde uno esperaba encontrar plantas, más no personas en su interior. Sin embargo, una repentina media hora de sol hizo que el espacio fuera profundamente incómodo, con un intenso resplandor que hizo casi imposible ver la ropa correctamente.
 
Diseñados por la productora Bureau Betak, que esta semana anunció loables planes para crear espectáculos con una huella de carbono negativa, los tubos están diseñados para ser reciclados y utilizados en, por ejemplo, tiendas pop-up. Recemos para que no haya demasiado sol.

Copyright © 2021 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.