G-Star Raw lanza un nuevo concepto de tienda en Londres

Situada muy cerca de la gran tienda John Lewis de Oxford Street, la nueva tienda concepto de G-Star Raw, de 470 metros cuadrados y dos pisos, busca transmitir a sus clientes una gran simplicidad durante su experiencia de compra.


Si bien la marca ha conservado el aspecto industrial y minimalista de sus anteriores tiendas, el nuevo concepto presenta un toque de sofisticación y una presentación digna de un museo, con un equipo de 50 personas.

“Nuestra filosofía fundamental sigue siendo la utilidad”, explica Pieter Kool, director artístico de G-Star Raw, “pero podemos transformar lo utilitario en algo estético”. Desde la entrada el visitante es recibido por una anfitriona dispuesta a guiarlo durante su compra. No obstante, si desea continuar por su cuenta, hay tabletas dispuestas cerca a la entrada que le permiten visualizar la totalidad del inventario en tienda.

En la sección para hombre, en la planta baja, siete modelos icónicos en denim crudo o prelavado son presentados en fila india en piernas de maniquí. Los looks de temporada y tendencia son exhibidos por otros maniquíes, tras los que el cliente puede encontrar la totalidad de artículos ofrecidos: “Queríamos evitar a toda costa que el cliente se estresara por el exceso de información”, explica Remco de Nijs, jefe de producto de G-Star Raw. “La idea es guiarlos naturalmente hasta el probador”.

Revestidos de terciopelo con el logo de G-Star y equipados con repisas para los accesorios, los probadores demuestran la sofisticación del concepto y la importancia de la preservación de un espacio intimo y agradable.



En el sótano el espacio femenino retoma los elementos minimalistas e industriales del concepto (estantes en aluminio, etc.), suavizándolos por medio de la utilización de madera y colores más cálidos. Esta vez los modelos icónicos, ocho en total, son presentados en maniquíes de cuerpo completo, con las prendas solicitadas con más frecuencia.

Situado en el altillo, el espacio de inventario es visible. Por su parte, las cajas rompen los códigos tradicionales: clientes y personal se encuentran alrededor de bloques cuadrados completamente blancos sin delimitación de espacio entre vendedor y cliente. Para los más apresurados, también está disponible una forma de pago móvil.

Stéphanie Salti

Copyright © 2018 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.

DenimDistribución
SUSCRIPCIÓN A LA NEWSLETTER