×
Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
27 feb. 2020
Tiempo de lectura
3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

La Semana de la Moda de París mantiene el ritmo

Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
27 feb. 2020

La moda femenina que desfila en París nunca es trivial, como se ilustró este miércoles, con la extravagancia nocturna de Dries Van Noten, la clase y la relajación de Rochas, y la reflexión sobre una moda ecorresponsable propuesta por Guy Laroche.


Dries Van Noten, otoño/invierno 2020/21 - PixelFormula


Dries Van Noten firma para el otoño-invierno 2020/21 una colección impresionante donde los colores, materiales y estampados chocan con fuerza dando al conjunto una belleza singular. El diseñador quería celebrar la noche, entre extravagancia y glamour, desde las inolvidables noches de Hollywood en los años 30 hasta las noches llenas de humo de los clubes londinenses de los años 70.

Dries Van Noten sumerge su armario en una paleta de colores nocturnos crepusculares que oscila entre mate y brillante, también con burdeos, rojo brillante, verde ácido, coñac, lapislázuli, violeta, lila, naranja, verde oliva, esmeralda y metal. Maneja especialmente mezclas de estilos de forma brillante.

Las chaquetas o abrigos de lana de tartán, al igual que los pantalones o las camisas a cuadros, se asocian con piezas glamurosas: vestidos de terciopelo drapeados y batas con estampados bucólicos de flores hawaianas, faldas o tops con plumas de avestruz rubí.

Los pantalones de motorista o la chaqueta de cuero combinan bien con grandes tops de flores o una falda de pitón. Las chaquetas de piel de oveja están teñidas de óxido o morado. El terciopelo se mezcla con látex, denim puro o incluso satén y seda. Un vestido de brocado brilla en la noche.
 

Rochas, otoño/invierno 2020/21 - DR


Para su última temporada en Rochas, Alessandro Dell'Acqua dibuja a una mujer joven con elegancia natural y casual. Con partes inferiores de la lana, junto con sandalias de plataforma de terciopelo, lleva largos vestidos de seda que fluyen salpicados de cristales y piedras preciosas en tonos cálidos (rosa, violeta, naranja, regaliz, óxido).

Esta mujer se siente tan cómoda con trajes de hombre (gris, azul cielo) como con vestidos brillantes con volantes de hilos dorados o bordados con decoraciones. Alterna variaciones preciosas, con pieles sustanciales y cascadas de piedras, con conjuntos más minimalistas en un total look de tono sobre tono.

Una silueta combina, por ejemplo, dos abrigos naranjas llevados uno sobre el otro con un bolso del mismo color. También están los pantalones, el abrigo, el cuello alto y la chaqueta, todos en el mismo azul eléctrico. Por la noche, elige ropa con largos flecos negros y plateados.

En Guy Laroche no hubo desfile, sino una instalación inusual. El director artístico de la marca, Richard René, recuperó 12 piezas vintage de la casa, que compró y fotografió a tamaño real.


Guy Laroche, otoño/invierno 2020/21 - DR


A partir de este material, diseñó 12 modelos utilizando solo las materias primas disponibles de la casa. Los pantalones de un traje negro son modernizados con grandes aberturas laterales a la altura de la rodilla. Tiras de vinilo negro envuelven algunos vestidos estampados, dándoles carácter.

Otros cuatro modelos fueron diseñados en lana y seda beige, simbolizando “un renacimiento” para evocar el tema de la recuperación. Como recuerda la casa en su carta de intención, en 2019 se desecharon 39 millones de toneladas de ropa en todo el mundo.

Copyright © 2021 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.