×
Por
EFE
Publicado el
22 jun. 2010
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Los complementos de creadores latinoamericanos gustan cada vez más en EEUU

Por
EFE
Publicado el
22 jun. 2010

Nueva York, 17 jun (EFE).- Los diseñadores latinoamericanos tienen cada vez más peso en Estados Unidos, donde sus apuestas en el campo de los complementos se han ganado últimamente el respeto de la industria de la moda en mercados tan competitivos como Nueva York.



Adriana Castro

El gusto de los estadounidenses por los bolsos y las carteras de diseñadores Colombia o México va en aumento y hay cada día más historias de éxito entre los creadores que deciden probar suerte en este país, como demuestra el resultado de los últimos "Independent Handbag Designer Awards", que premian el diseño de complementos.

En su cuarta edición, celebrada esta semana en Nueva York, fueron varios los creadores de origen latinoamericano nominados en unos galardones que pretenden ayudar a jóvenes creadores independientes y finalmente premiaron los diseños de la colombiana Verónica Suárez y de la uruguaya asentada en México Dalia Pascal.

Ambas se convirtieron, junto a otros diseñadores de otros lugares del mundo, en las protagonistas de unos premios que fueron fallados por algunos grandes nombres de la industria de la moda neoyorquina, como el brasileño Carlos Falchi, y a los que aspiraban un total de seis creadores latinoamericanos.

En la tercera edición de esos mismos galardones ya salió premiada la colombiana Adriana Castro, quien desde entonces ha tenido una carrera ascendente que ha llevado sus carteras a llegar a manos de famosas como Jennifer López o Eva Longoria, e incluso a aparecer en la cinta "Sex And The City 2".

"Adriana es una trabajadora nata y estamos muy orgullosos de lo que ha conseguido con sus carteras", explicó a Efe la fundadora y directora de los premios, Emily Blumenthal, quien explicó que este año el concurso ha recibido un millar de propuestas.

La fundadora destacó asimismo que la presencia latinoamericana en los galardones se debe "a la gran creatividad que se respira en América Latina" y al hecho de que "la familia suele apoyar mucho a los diseñadores, para que éstos empiecen un negocio y hagan de su vida algo especial".

La colombiana Verónica Suárez, que vive en Los Ángeles, se hizo con uno de los premios más importantes, el entregado por el público, que eligió una de sus carteras como la mejor entre todas las presentadas mediante una encuesta en la que participaron más de 200.000 personas en la web de la reconocida revista InStyle.

"Estoy muy emocionada. Creo que he ganado al presentar una cartera simple, que se puede usar de día o de noche y que presenta pieles exóticas, que están muy a la moda", aseguró Suárez en una entrevista con Efe en la que detalló que lleva tan sólo un año y medio dedicada al diseño con su firma Verónica S.

Se trata de una pieza fabricada en cuero, con un estampado que imita la textura de la piel de cocodrilo y con herrajes bañados en oro, fabricado además en Colombia, donde Suárez, con tan sólo 20 años, emplea a un grupo de madres solteras que fabrican sus diseños.

Su familia llegó a Estados Unidos "sin hablar una palabra de inglés", y su madre empezó a vender en la calle joyas que ella misma fabricaba, por lo que su intención fue desde un primer momento, según recuerda la colombiana, ayudar a los demás con su empresa.

El lado social parece además inherente a los diseños latinoamericanos, puesto que Dalia Pascal, nacida en Uruguay pero asentada en México desde hace décadas, se alzó con el galardón al bolso más comprometido socialmente, ya que sus creaciones son fabricadas mediante un programa para mujeres mexicanas maltratadas.

"Se trata de mujeres de Chiapas que eran golpeadas por sus esposos y ellas son las que nos consiguen los textiles e incluso ropa usada que limpiamos y reciclamos en nuestras piezas", explicó Pascal, quien a sus 48 años se declaró muy emocionada al haber cumplido el sueño de su fallecido padre de "triunfar en Nueva York".

Pascal, que también diseña joyas y prevé lanzar en breve una línea de calzado, definió sus carteras, llenas de color, como diseños "con un concepto muy mexicano, ya que tomamos piezas que ya existen en la artesanía mexicana y las convertimos en complementos a la moda y al mismo tiempo clásicos y ecológicos".

También estaban nominadas a esa misma categoría las hermanas Zoé y Cristina Suárez, gracias a unos diseños que, según relataron a Efe, son "clásicos, pero con toque modernos que le otorgan los colores y los contrastes que utilizan", y que también se fabrican por madres trabajadoras de Colombia.

Otra colombiana, Ana María Plata, también se hizo con una nominación en los premios con su firma Leonor, así como la brasileña Christiane Valdez, responsable de La Chica Chic, que se quedaron sin premio.

Todos los ganadores formarán parte del número de septiembre de la revista InStyle, una de las cabeceras de moda más populares en Estados Unidos.

David Valenzuela

© EFE 2022. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de los servicios de Efe, sin previo y expreso consentimiento de la Agencia EFE S.A.