×
Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
28 oct. 2021
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

SMCP se acerca a las ventas de antes de la crisis, impulsadas por Estados Unidos y Asia

Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
28 oct. 2021

Mientras que entre bastidores hay un enfrentamiento financiero entre la compañía luxemburguesa Topsoho, una subsidiaria del conglomerado chino en problemas Shandong Ruyi, y sus acreedores, los equipos operativos de SMCP continúan subiendo el listón después de un complicado 2020. El grupo propietario de Sandro, Maje, Claudie Pierlot y De Fursac anunció este miércoles una facturación de 271,7 millones de euros en el tercer trimestre, un descenso del 1 % respecto al tercer trimestre de 2019, antes de la crisis sanitaria.


Sandro



Las ventas aumentaron un 9,4 % en comparación con el mismo período de 2020. A lo largo del año, se habían reducido en más de un 20 % debido a la crisis sanitaria.

"Tuvimos un sólido desempeño en el tercer trimestre, lo que nos permitió registrar ventas cercanas a su nivel pre-pandémico de 2019. Estamos particularmente satisfechos con la tendencia de ventas de Estados Unidos, que todavía tiene un gran rendimiento gracias a la fuerte demanda", declaró la directora general del grupo, Isabelle Guichot.

La región de las Américas, que representa el 15 % de las ventas de SMCP, está mostrando un crecimiento interanual del 61,5 %, superando su nivel de 2019 (+ 5 %).

Después de un buen desempeño en el tercer trimestre de 2020 con una recuperación de la actividad económica anteriormente en China, la región de Asia-Pacífico, por otro lado, experimentó una caída de ventas de un 2,2 %. En comparación con 2019, las ventas incrementaron un 8,5 %.

El año pasado, en octubre, SMCP anunció que quería hacer de Asia su primer mercado para 2025.

En Francia, las ventas se redujeron (-1,2 %) respecto al tercer trimestre de 2020, marcadas por una recuperación de la actividad tras el desconfinamiento. “Con respecto a 2020, las ventas son casi estables, con una caída del -1,2 % en términos orgánicos”, afirma el grupo en su comunicación. “Un muy buen desempeño, dado el avance de nuestra estrategia de precio completo. Hemos logrado reducir nuestra tasa de descuento en -7 puntos porcentuales en el tercer trimestre respecto a 2020 y mantener un crecimiento homogéneo positivo”. Sin embargo, las ventas aún no han alcanzado el nivel de 2019 (-10,4 %).

Todas las marcas del grupo están creciendo con respecto a 2020, pero solo las más pequeñas, Claudie Pierlot y De Fursac (que está en proceso de ser rebautizada como Fursac), que representan menos del 13 % de la facturación de SMCP, lograron un mejor desempeño que en el tercer trimestre de 2019.

SMCP, que se posiciona en el nicho del “lujo accesible”, entre la moda rápida y el lujo, continúa su estrategia de reducción de ventas promocionales y su “plan de optimización de tiendas”. Así, se registraron 45 cierres netos en Francia durante los primeros nueve meses del año, en particular en las ciudades pequeñas. Por otro lado, abrió 19 puntos de venta en Asia, 14 de ellos en China.

Además de las tiendas, la nueva directora general Isabelle Guichot tiene que afrontar un contexto particular. Por un lado, el grupo ha sido blanco de una investigación en Francia desde finales de junio por "encubrimiento de crímenes de lesa humanidad". Se le acusa de lucrarse del trabajo forzado de los uigures en China, pero lo refuta "firmemente".

Por otro lado, aunque su directora general insiste en que la situación de su propietario no altera las capacidades operativas del grupo y los objetivos de su plan quinquenal, SMCP podría cambiar pronto de accionista mayoritario.

De hecho, Topsoho, filial luxemburguesa del gigante chino Shandong Ruyi, ahora en dificultades financieras, que poseía el 53 % de las acciones de SMCP, incumplió el 21 de septiembre, tras varias alertas, la devolución de un préstamo de bonos de 250 millones de euros contratado en 2018.

A principios de octubre, los acreedores, a través del fiduciario Glas que los representa, recuperaron el 29 % de los derechos de voto. Los acreedores, que anunciaron expresamente no querer hacerse cargo del grupo francés, sin embargo, dejaron las acciones en manos de Topsoho por un tiempo. Al cotizar SMCP en la bolsa de valores, cualquier accionista que cruzara el umbral del 30 % de las acciones tendría la obligación legal de lanzar una oferta pública de compra sobre el grupo. Pero eso no significa que los acreedores, a través del fideicomisario Glas, renunciaran a la idea de ser reembolsados. Al contrario. El 6 de octubre, SMCP especificó en un comunicado de prensa que "el número total de acciones de SMCP subyacentes a estos bonos y prometidas representa el 37 % del capital y esta garantía puede realizarse a partir del 19 de octubre de 2021".

A 19 de octubre, según nuestras informaciones, Glas estaba en proceso de tomar el 29 % de las acciones de SMCP con la intención de encontrar un comprador para ellas. Y estaba a la espera de que Topsoho iniciara un procedimiento de quiebra en Luxemburgo para poder reembolsar las cifras adeudadas. Queda por ver quiénes serán los candidatos a la recompra de estas acciones. Y si un nuevo accionista mayoritario surgirá de esta compleja situación.

Con AFP

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.