×
Publicado el
29 ago. 2014
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Billabong reduce sus pérdidas durante su ejercicio fiscal 2013-2014

Publicado el
29 ago. 2014

Con una nueva estrategia, la puesta en marcha de nuevos equipos, y la cesión de diversos activos como Dakine o las tiendas West 49, el año fiscal 2013-2014 de Billabong, con cierre al 30 de junio, sin duda alguna puede considerarse como un periodo de transición.

El grupo se enfoca en torno a Billabong, Element y Rvca. Entre otras acciones, cerró 49 boutiques que no satisfacían sus exigencias de desempeño



En años anteriores, las directivas del grupo se esforzaban por mejorar los indicadores financieros para aumentar el atractivo del grupo en la perspectiva de una cesión. Durante el último ejercicio, el nuevo presidente y director general que asumió su cargo a finales del año pasado, Neil Fiske, esgrime una estrategia a largo plazo.

De este modo, el impacto de las decisiones tomadas aún no se refleja en la cifras. El grupo de marcas deportivas, que optó por enfocarse en la actividad de Billabong, Element y Rvca, registra un volumen de facturación de 864 millones de euros (1.218 millones de dólares australianos), con un Ebitda negativo de -36 millones (-52,5 millones de dólares), y una pérdida neta de 166 millones (234 millones de dólares). El año precedente, sus pérdidas superaron los 600 millones (859 millones de dólares).

No obstante, el grupo precisó que excluyendo los activos vendidos (Dakine y la red de boutiques West 49) y los costos de reestructuración, su volumen de facturación aumentó un 1,5% después de efectos cambiarios, hasta 794 millones de euros (1.119 millones de dólares).

Sin embargo, la situación sigue siendo complicada para Billabong.

Antes de efectos cambiarios, su volumen de facturación cayó un 5%. La mayor ralentización se registró en la zona Américas, con un -10% hasta 314 millones de euros, especialmente debido a la fuerte caída en los mercados brasileño y canadiense. Europa registró un -7,5%, 139 millones de euros, y la zona Asia-Pacífico, la de mayor importancia, generó un crecimiento superior al 1%, impulsado por un alza del 4,5% durante el segundo semestre, y alcanzó 341 millones de euros.

En lo que respecta a la rentabilidad, la zona Américas registró un Ebitda de 16,7 millones de euros, lo que representa una caída del 55% con relación al año anterior. En Asia-Pacífico el Ebitda aumentó un 7,8%, hasta 24,6 millones; y en Europa las pérdidas se redujeron, y pasaron de 7,4 a -6 millones.

En total, excluyendo las actividades vendidas y los diferentes costos ligados a la reestructuración, el Ebitda cayó en más del 30%, y se fijó en 37,3 millones de euros.

El grupo optó por no revelar ninguna proyección para su año-fiscal 2014-2015. No obstante, su director general enfatizó que los indicadores de ventas en EEUU se encuentran al alza por primera vez en muchos años.

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.