×
322
Fashion Jobs

Bread&Butter: dos de los cinco días de la edición de julio estarán abiertos al consumidor final

Publicado el
today 16 dic. 2013
Tiempo de lectura
access_time 3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Karl-Heinz Müller, cofundador del salón alemán, ha presentado en una rueda de prensa celebrada este lunes 16 de diciembre las grandes líneas de la próxima edición de julio de 2014 de la feria Bread&Butter.

Como ya anunció el pasado 4 de diciembre, Müller pretende integrar al consumidor final en el salón berlinés. La feria se celebrará del martes 8 al sábado 12 de julio de 2014. De los cinco días, la feria estará un día abierta a la prensa (aunque los periodistas podrán asistir durante los cinco días), dos jornadas abiertas a compradores y minoristas y los dos días restantes abiertos al gran público.

Dos de los cinco días, la manifestación alemana estará abierta al consumidor final | Foto: Bread&Butter


“Pensé en añadir el domingo. Puede que así lo hagamos para la edición de enero de 2015”, comenta Müller, que recuerda a los expositores que se oponen a celebrar cinco días de salón que “hay otros salones en Berlín” pero que el suyo propone una tarifa de cinco días a 400 euros el metro cuadrado, frente a los 380 euros de antes. Este aumento de apenas un 5% del alquiler cubrirá los gastos suplementarios de electricidad y la presencia durante dos días más de azafatas, entre otros. Los dos días adicionales estarán abiertos al consumidor final. Se esperan la visita de cerca de 100.000 consumidores a 25 euros la entrada. Habrá animaciones con música, moda, y otros eventos.

Pone como ejemplo salones como Baselworld, centrado en el universo de la relojería, que tiene una duración de 8 días y reúne a 3.600 periodistas y 122.000 consumidores y profesionales, la feria del libro de Frankfurt, que en cinco días atrae a 170.000 profesionales y 101.000 consumidores, o incluso la feria del automóvil IAA que en 13 días recibe la visita de 334.000 profesionales y 594.000 consumidores.

Así, las marcas tendrán que reflexionar sobre cómo beneficiarse de este nuevo concepto y de la nueva duración. Podrán orientar las colecciones presentadas en función del tipo de público esperado para los diferentes días. “¿Cómo pueden los minoristas no estar de acuerdo si además las marcas obtendrán feedback del consumidor final?” se pregunta. “La marca tiene que destacar lo que quiere promocionar, después el consumidor ya encontrará el lugar donde cómpralo”, añade.

Los expositores no podrán vender, aunque Karl-Heinz Müller no descarta instalar una especie de tienda de segunda mano, por ejemplo. La campaña será We Are Bread&Butter y tendrá por lema “The global Hub of Modern Lifestyle”.

“Habrá debates internos, sin duda, pero creo que es un movimiento positivo que aportará cambios”, comenta Alexander Gedat, director de Marc’O Polo. Por su parte, la marca Mavi Jeans opina que un salón no tiene que esperar el regreso de las grandes marcas, puesto que Karl-Heinz Müller ha recordado que, para las pequeñas marcas, "los dos días que se han añadido son una oportunidad para darse a conocer al gran público”.

Copyright © 2019 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.