×

Jennyfer pasa a manos de un grupo de inversión con Sébastien Bismuth a la cabeza

Traducido por
Natalia Carrazon
Publicado el
today 18 jul. 2018
Tiempo de lectura
access_time 3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

El pasado mes de mayo, la marca de moda francesa Jennyfer, en crítica situación financiera, anunciaba estar en busca de un nuevo accionista. Esta búsqueda se cierra con la entrada en el capital de un consorcio de actores del digital, de la moda y del internacional, con Sébastien Bismuth, ex directivo de la marca de lencería Undiz entre 2012 y 2018, a la cabeza. Aunque ni sus nombres ni el importe de la participación hayan sido desvelados, se convierten en conjunto en accionistas mayoritarios de la cadena fundada en 1985.


Sébastien Bismuth


Sébastien Bismuth, de 45 años, se convertirá el próximo mes de septiembre en presidente-inversor de Jennifer. El comunicado de prensa enviado por la compañía precisa que los accionistas históricos de la marca, entre los que se encuentran los hermanos Grosman (propietarios de Celio), accionistas mayoritarios; así como los fundadores de Jennifer David Tordjman y Gérard Depagnat, conservan su participación minoritaria en el capital, sin precisar el importe.

El proyecto de Sébastien Bismuth, que lanzó junto a Cyrille Tarica la marca de accesorios Moa en 2002, es asentar Jennifer en el “new retail”, con la ambición de que la marca, inicialmente de venta física, se convierta en nada menos que “la plataforma digital de la juventud femenina francesa”. Esto pasa por “el desarrollo de un marca-medio, la integración del digital desde la creación del producto, la fuerte complementariedad y el entrelazamiento de las redes físicas y digitales”.

Su nuevo presidente se alegra “de acompañar la transformación de Jennifer, que debe representar a las jóvenes de su tiempo”. “Libre, estiva, despreocupada, Jennyfer pasará de #wearejennyfer a #wearedigital”. Una obra que plantea la cuestión del mantenimiento de las tiendas de la marca.

Jennyfer, que desde abril de 2018 ha recurrido a Michel Maire, especialista en la restructuración de empresas, con una red de 550 direcciones en todo el mundo. La marca, que da empleo a 1700 personas y cuya sede está ubicada en Clichy, en la periferia parisina, ha recientemente sufrido una importante caída de las ventas, señalando como causa, sobre todo, a unas “ventas desalentadoras, los cambios climáticos de este invierno y las huelgas”.


Una tienda con el último concepto de Jennyfer


Según explicaba el pasado mes de mayo a FashionNetwork.com el mánager de transición Michel Maire, “la marca debe invertir más dinero para renovar sus tiendas”. “[...] Se enfrenta, al igual que otras marcas, a la desafección de los clientes, mientras que la bajada de precios se ha comenzado en el sector, que actualmente es extremadamente competitivo”.

Desde hace ya algunas temporadas, la marca intentó cambiar de clientela objetiva, separándose de los adolescentes y dirigiéndose a los veinteañeros. Parece que el acento se pone de nuevo en los clientes entre 15-20 años, núcleo histórico de la marca. Las colecciones siguen las tendencias del momento con un estilo streetwear con precios entre los 15 euros por una camiseta, 25 euros por un jersey o unos pantalones y 60 por un abrigo.

Copyright © 2019 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.